dimecres, 6 de març de 2013

Hulk

Hoy aquí Jacques Brel Me gusta su voz No entiendo el idioma La voz es música El acordeón paso de tiovivo La vida El osito ríe en la silla Está oscuro Como un agujero negro Continúo otro día más Menos da una piedra Pienso La silla reclinada Me toco la cara Está allí Solo ante la pantalla Bueno un Hulk muy verde me mira y me enseña las manos La boca abierta Pero diminuto El coro de la iglesia Ese cántico Ëxtasis difuso anuncia muerte Llaman al timbre ¡Rosita! Abro la puerta Clic en interfono sin rechistar No entiendo La rutina 'L'aventura començará' canta Brel No creo Hablo para mí Para él Es un diálogo y florece Le sigo Está cantando para mí Estoy convencido de que esos coros son el cielo A mí Me eleva esa canción interminable en francés son veintitrés canciones Pero parece una Francés Una lengua No entiendo Violín corta la respiración El beso invisible Me pregunto Ne me quite pas Por favor No me dejes Hasta aquí sí Sin orquesta con piano Jacques canta Sufre su voz teatral El drama de un sátiro No le creo Eso es la música creer y no creer Saludar el desarrollo Besar las pausas No acierto a entender Pero sí lo básico y sin coros Ne me quite pas! Ne me quite pas!


dimarts, 5 de març de 2013

Rubor

Me quedo aturdido En la nada del silencio Paralizado ante el espectáculo ruidoso y exasperante de la vida A mi alrededor todo se mueve Todo tiene ambición Todo tiene un objetivo Yo no Mi objetivo es pasar sin pena ni gloria No por voluntad No existe tal en mi ser Está ahogada en el lamento embrujado y masturbatorio Autocomplaciente La lucha está perdida Así pues nada Y qué Y luego el lamento ¿de qué? Si nada existe más allá del instante O eso dicen George Brassens canta sobre La Comune Esa voz entrecruzadando vocablos y gargagil en su pronunciación Tan elegante Y también tan estúpida La larala la ¡Y qué? Todavía llueve La humedad es relativa Como siempre El reloj sí a la hora Para qué Ah sí los horarios No tengo casi horario Apenas Mañana flipada de pastillas La quetiapina y otros tranqulizantes antidepresivos Etceterá Neutralizan al duende que yace conmigo Dicen No sé No cesan sus risas Se ríe de mi voluntad anulada él que la tiene afilada Pero su destino soy yo o es él O qué sé yo Pero el ríe Yo no Me inmuto Acaso sufro pero tampoco Es un tedio Un rubor interminable e hiriente Un asco Y una inquietud pensar en el futuro Las horas previas a la muerte El dolor La enfermedad terminal si existiere Si pudiera un día con la mente despejada  y la voz callada respirar como cuando niño O cómo creo que era yo de niño El dolor lo siento el placer no Anhedonia le llaman los psiquiatras ¿Y Lady Gagá qué tiene?¿Qué placer siente esa mujercita? No cesa de reír la voz Vaya palabro por cierto anhedonia Pero yo asiento en mi penunbra Pobre miseria Solo muñecos sin vida me dan una mísera vida En sus ojos con una vida aparte Son los otros Ellos mis únicos amigos No soy yo Nunca soy Yo Las palabras no escribo a voluntad Me escriben Así de absurda es mi vida Ridícula a todas La vergüenza insondable de estar vivo no parece afectar a las personas De momento.